2017 06 20 ladrillos

Parte del proceso de elaboración del ladrillo. (Foto: Jaime G.)

El Valle de Compañía, del distrito de Pacaycasa, es conocido por la producción de ladrillos y tejas en Ayacucho. Saturnino Garcia Guerrero, fabricante de ladrillos artesanales nos explica el proceso de fabricación.

Las materias primas de los ladrillos son: tierra blanca y arcilla; que son zarandeados con la finalidad de limpiar de piedras e impurezas.

El trabajo de preparar el barro inicia, comúnmente, en las tardes. “Cuando tenemos las materias primas listas agregamos el agua y empezamos ‘amasando el barro’, se tiene que voltear la tierra tres a dos veces para dejar ‘descansar la tierra’ por la noche, de ocho a diez horas.

Para continuar con la elaboración se empieza de madrugada, cuando los obreros ‘zamaquean’ el barro y preparan la ‘gavera’ hecha de madera. “Ponemos a la gavera arena no tan mojada con la finalidad de que el barro pueda soltarse sin ningún problema; luego se pone el barro y lo llevamos a la pampa húmeda para voltear la gavera, el resultado es el barro en forma rectangular”, menciona el fabricante.

El proceso siguiente es de ‘cantear’, que consiste en voltear el ladrillo para que seque completamente, posteriormente se procede en armar el horno en forma de trapecio con los ladrillos, que mide entre 20 a 15 metros de altura. Se prende fuego con carbón mineral y leña de eucalipto, este proceso dura 48 horas, de allí rumbo a la ciudad a ser parte de las construcciones.

Volver
Comunicaciones Al Día SAC - Diario Jornada © 2013
Jr. Sol 291  - Ayacucho
966612781 - #311235 - 966679239 - #261326
Todos los derechos reservados
Webmaster