19.9 C
Ayacucho
miércoles, febrero 28, 2024
- Publicidad -
- Publicidad -
InicioCOLUMNISTASINICIATIVA LEGISLATIVA, derecho fundamental colectivo | Opinión

INICIATIVA LEGISLATIVA, derecho fundamental colectivo | Opinión

La persistente debilidad de partidos políticos y en general de la institucionalidad pública y privada nacional y subnacional indica frágil entendimiento sobre la democracia representativa (aquella que dicen ejercer los Congresistas, Consejeros Regionales y Regidores).

Votar/Elegir educación para el Arte político | OPINIÓN

Previsoramente la Constitución 1993 (Art°2 – inciso 17) contempla la generación de mecanismos de democracia participativa. Allí se destaca la institucionalización de la INICIATIVA LEGISLATIVA o Iniciativa Popular y sus posibilidades para refrenar la anticonstitucional costumbre representativa absolutista de los aludidos representantes en los últimos años (que sigue debilitando el proceso reformista de Descentralización y procreando cacicazgos políticos peligrosos).

Aún está pendiente de entendimiento pleno entre gobernantes y gobernados el reto constitucional para implementar democracia participativa en simultáneo con la representativa, que mejore el control y propuestas concertadoras en decisiones estatales.

De la estupidez a la sensibilidad y la estrategia política | Opinión

En Ayacucho sigue incomprendido y por tanto incumplido. Reiteradamente hemos hablado del estado de cosas anticonstitucional regional. Sus Colegios Profesionales, Defensores de DDHH y del Pueblo, Consejo Regional, Gremios, UNSCH, Gobiernos Locales y Movimientos Políticos no reaccionan.

Todo depende de un adecuado mecanismo y cultura política masiva para interpretar la realidad o empatar cada Derecho Fundamental con los preceptos constitucionales. La realidad ayacuchana delata una perniciosa tendencia a seguir incumpliendo preceptos constitucionales reformistas en todos los niveles del gobierno regional y locales, diseñados expresamente para espacios de democracia participativa.

Desde este enfoque, esta precariedad alienta corrupciones. Así, el discurso y la legislación electoral en cada campaña electoral carecen de indicadores para corregir este vicio y sus nocivos derivados. Parece no existir un colectivo nucleado como propósito de enmienda, no se vislumbran señales.

Democracia débil ¿Causa de nuestros principales problemas? | Opinión

No pienso votar por candidatos mudos o ignorantes en este tema. El periodismo libre tendrá que interrogarlos y armar una agenda oportuna desde antes de una convocatoria a cada elección.

El artículo 107° de la Constitución faculta al Presidente de la República y Congresistas a iniciativas en la construcción de leyes. Igualmente a los otros Poderes del Estado, instituciones públicas autónomas, GRs, Gls y Colegios Profesionales.

No sabemos ni cuantas ni cuales han sido las iniciativas legislativas planteadas por nuestro Consejo Regional desde su creación, mucho menos del desenlace que hayan tenido en el Congreso.No hay peor ciego que quien no quiere ver.

Esta facultad es un instrumento para discutir y contribuir permanentemente en el mejoramiento del orden jurídico, ingrediente elemental para un Estado Democrático de Derecho o Gobierno de Puertas Abiertas. Es un derecho colectivo. Requiere la adhesión de un conjunto organizado de ciudadanos.

Ley 31920 – Promoción industrial de la Papa | Opinión

Es instrumento de democracia participativa para motivar a la ciudadanía a cooperar en la creación de normas y leyes. Colegios Profesionales y GRs pueden presentar directamente al Congreso sus iniciativas legislativas.

Un ideal factible sería plantearlas previo diálogo y concertación con su ciudadanía organizada. No acostumbran hacerlo porque regularmente los Consejos Regionales y Consejos Temáticos y CCRs están mentalmente y políticamente débiles y subyugados administrativamente y presupuestalmente por el respectivo Ejecutivo Regional.

También su sociedad e institucional regional civil, política y académica sigue desinformada, desentrenada, desarticulada, desinteresada precisamente por esa aludida pandemia de subyugación. Las iniciativas planteadas por la ciudadanía pueden ser suscritas mínimamente por el 0.3% de la población electoral nacional, con firmas autenticadas por RENIEC.

El Congreso tiene 120 días para pronunciarse sobre la iniciativa. En el ámbito municipal, la iniciativa es el derecho que los vecinos plantean a su gobierno local para la adopción de una norma municipal. Requiere del 1% de firmas del total de electores de su jurisdicción. Seamos exigentes con los candidatos en el tema de gobernabilidad regional.

Una oportuna campaña pre electoral ciudadana o del mismo Estado puede educarnos sobre el tema y ampliar nuestro interés colectivo por elegir mayor honestidad y capacidad en las candidaturas. Debemos auscultar cuánto conocen de gobernabilidad reformista descentralizada.

Nuestro deseo de felicidades navideñas y prosperidad a partir del año nuevo debe incluir implícitamente esa voluntad política colectiva.

Exijamos a nuestros gremios a preocuparse por la problemática global y no solo encerrarse en su particular problemática gremial.

Debemos rearmar, coalicionar nuestras defensas morales, para recuperar el Estado de Derecho que estamos perdiendo y no nos permite utilizar con lucidez estratégica y colectiva todo el armamento de paz y legalidad subyacente en nuestro ordenamiento como país y nación y en incidencia o influencia activa y colectiva para que la visión de gobernabilidad democrática mejore.

- Publicidad -
- Publicidad -
ARTÍCULOS RELACIONADOS

MÁS POPULAR

- Publicidad -
- Publicidad -